Comparte

Volkswagen informó que recortará 7 mil plazas de trabajo y que buscará aumentar la productividad a fin de generar 5 mil 900 millones de euros, unos 6 mil 700 millones de dólares, de ahorros anuales en su marca principal para el año 2023.

En su último intento por aumentar la rentabilidad el fabricante alemán de automóviles advirtió que recortará empleos a medida que acelera el lanzamiento de vehículos eléctricos, que son menos complejos de fabricar y requieren una cantidad menor de trabajadores.

La firma descartó despidos obligatorios hasta 2025, pero explicó que la jubilación anticipada de personal que trabaja en puestos administrativos en la sede de la empresa en Wolfsburgo, Alemania, ayudará a reducir la fuerza laboral en 5 mil a 7 mil puestos.

Comparte