Comparte

Evelyn Román

Veracruz. Los porcicultores mexicanos demandaron al gobierno federal y a la administración entrante no bajar la guardia en materia zoosanitaria a fin de evitar la entrada de enfermedades como la peste porcina africana que está causando estragos en países como China, afirmó el presidente de la Confederación Nacional de Porcicultores, José Luis Caram Inclán.

El empresario destacó que en China desde hace un mes ha tenido tres reportes de peste porcina africana, una enfermedad para la cual no hay cura y hay que erradicarla sacrificando animales.

Señaló que el riesgo de que la enfermedad pueda llegar a México existe como con todas las enfermedades virales que pueden llegar a los hatos ganaderos mexicanos.

Caram Inclán dijo que de manera personal, los empresarios están tomando todas las precauciones para evitar que a través de las importaciones de subproductos de cerdo si es que llegan de China no suceda alguna infección de animales.

Por ello, reiteró que hay vigilar la entrada de subproductos como sueros o algunos otros que no sean destinados directamente para la producción de cerdo pero sí tengan que ver con los animales que se producen allá.

Reconoció que la posibilidad de infección existe, por eso reiteró que el gobierno federal no debe bajar la guardia en los programas sanitarios, en las inspecciones sanitarias y en los seguimientos epidemiológicos en las fronteras.

Aclaró que de momento y desde hace años la porcicultura mexicana está libre de enfermedades ya que la carne es inocua y apta para consumo humano.

Comparte