Comparte

Alrededor del 70 por ciento de bebés que nace en México, no recibe leche materna como alimento exclusivo durante los primeros seis meses de vida, por lo que piden a las autoridades de salud e instituciones de medicina privada a impulsar un cambio, “para que los médicos no receten las fórmulas lácteas como primera entrada, el primer alimento debe ser la lactancia materna”, informó Catalina Gómez, jefa de Política Social de Unicef México.

“El mandato es que no se deben repartir, ni siquiera de manera gratuita, fórmulas en los centros de salud ni en los hospitales. La industria de alimentos para bebés no debe prestar, ni siquiera de forma gratuita, a familias o funcionarios de salud estas muestras o estos productos para niños menores de seis años”, expresó Catalina Gómez

Destacó que “en los últimos años México sí ha tenido una mejora de cobertura de lactancia exclusiva durante los primeros seis meses: pasó de 14 por ciento hace tres años a 30 por ciento, es decir, hay una mejora, pero no podemos decir que es un indicador satisfactorio”.

“Impulsar la lactancia materna debe ser una prioridad para el país, pues los nutrientes que el bebé recibe a través de la leche materna desde la primera hora de su nacimiento y durante los primeros seis meses de vida representan una vacuna que no le proporciona ningún otro alimento”, añadió Catalina Gómez.

Comparte