Comparte

Alrededor de 300 tortugas marinas en peligro de extinción fueron halladas muertas el pasado martes, 28 de agosto, en la costa sur de México, debido a que quedaron atrapadas en una «red de pesca prohibida de 120 metros de longitud utilizada para atrapar al pez ojotón», confirmó la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa).

Los pescadores de Oaxaca localizaron a las tortugas en la comunidad costera de Barra de Colotepec, informó el coordinador de la agencia de protección civil del estado, Heliodoro Díaz; las imágenes muestran a decenas de tortugas muertas, muchas de las cuales ya comenzaron  a descomponerse, al atrapadas en lo que parece ser una red.

El avanzado estado de descomposición que presentaban los animales, de quién se calcula llevaban ocho días muertas en el mar, aceleró su enterramiento para evitar posibles contagios, en dos fosas cavadas en la playa a una profundidad de dos metros.

Comparte