Comparte

El presidente electo Andrés Manuel López Obrador analizó con gobernadores de diversos estados un programa de desarrollo urbano y vivienda para aplicar en colonias pobres y marginadas, así como diferentes proyectos y acciones para generar empleo y contrarrestar la migración.

Dicho programa se aplicará en 15 ciudades y para ello se destinarán 10 mil millones de pesos.

Otro punto que se planteó con los gobernadores fue la creación de una zona libre en la frontera norte, en donde se reducirán los impuestos al Valor Agregado (IVA) y sobre la Renta (ISR), además de que aumentará al doble el “salario mínimo” con el objetivo de impulsar la creación empleos.

Otras acciones por implementar será la construcción del Tren Maya, la siembra de un millón de hectáreas de árboles frutales y maderables en el sureste y una más el desarrollo de la región del Istmo, así como el uso intensivo de mano de obra para la construcción de caminos en Oaxaca.

Comparte