Comparte

Atenas

Una serie de incendios se desataron la madrugada de este miércoles en el campo de migrantes de Moria, en la isla griega de Lesbos, lo que dejó sin albergue a casi 12 mil 700 migrantes.

Según la información reportada por el cuerpo de bomberos, casi todo el campamento está en llamas, tanto en el interior como en las tiendas de campaña del exterior.

Casi 500 migrantes se encuentran en la carretera que va al puerto Mitilene, pero están bloqueados por las fuerzas policiales, y otros se han refugiado en las colinas cercanas al campamento.

La isla de Lesbos está declarada en estado de emergencia, según lo afirmó el portavoz del gobierno griego, Stelios Petsas.

Comparte