Comparte

Un cliente dejó una propina de 3 mil dólares (60 mil 393 pesos mexicanos) al comprar únicamente una cerveza en un restaurante que cerrará voluntariamente debido a la pandemia por COVID-19.

El hombre entró al restaurante Nighttown, ubicado en Cleveland, donde pidió una cerveza y la cuenta que debía pagar fue de 7.02 dólares, comentó el propietario del lugar, Brendan Ring, a través de su cuenta Facebook.

Una vez que el hombre se fue, el dueño descubrió que había dejado la «enorme cantidad de 3 mil dólares”.

Ring contó que el buen samaritano le deseó lo mejor y le pidió que compartiera la propina con los cuatro empleados que trabajaban en el restaurant en ese momento.

«Fui tras él y me dijo que sin duda nos veríamos cuando reabramos”, añadió.

El dueño dijo que él y sus empleados estaban “humildemente agradecidos por este gesto increíblemente bondadoso y maravilloso”.

Comparte