Comparte

Evelyn Román

Veracruz.- Las calles del centro histórico de Veracruz continúan en pésimas condiciones.

Baches, hundimientos y alcantarillas rotas adornan el primer cuadro de la ciudad y se convierten en peligrosos obstáculos para conductores de vehículos y caminantes.

Sobre la calle Rayón entre Independencia y Cinco de Mayo hay un enorme boquete en la calle que lleva meses en mal estado.

Mientras que en la calle Víctimas del 16 de septiembre y General Prim hay un registro sin tapa que también es peligroso para los conductores.

También en la calle de la Hoz hay una registro sin tapa sobre la banqueta, que representa un grave peligro para los caminantes.

Comparte