Comparte

Dos boletos más fueron entregados para la final de conferencia en el béisbol de las Grandes Ligas, el primer encuentro que se disputo, fue el juego número tres entre los Indios de Cleveland recibiendo a los Astros de Houston en Progressive Field, los de Ohio evitando ser barridos en la serie, mientras que los de Texas buscando su segunda final de manera consecutiva.

A pesar del dominio de los locales en las primeras seis entradas, los Indios fueron inoperantes a la ofensiva generando solo dos carreras, a lo que sus rivales contrarrestaron en la fatídica séptima entrada generando tres anotaciones, colocando momentáneamente a nueve outs de la victoria con un marcador de 4-2.

Finalmente, los bats de los Astros despertaron en la octava alta, impulsando 6 carreras generando un déficit muy alto de superar para unos Indios, que ven como su racha desde 1948 sin ser campeón se alarga cada vez más, la pizarra final fue 11-3 a favor de los Astros de Houston, que ahora solo esperará al ganador de la serie entre Boston y Nueva York.

Horas más tarde los Bravos de Atlanta buscarían sin éxito empatar la serie ante los Dodgers de los Ángeles, que por tercera temporada consecutiva se instala en la final de Conferencia de la liga Nacional, sin embargo, sin conseguir exitosamente el título de la Serie Mundial.

A pesar de contar con el marcador a su favor, los Bravos de Atlanta fueron ineficaces al defender la ventaja, al perderla con sencillo que impulsó dos carreras de Freese, más un Home Run de Many Machado produciendo otras tres, colocando el marcador final de 6-2.

Con ello los Dodgers iniciaran la serie de campeonato ante los Cerveceros de Milwaukee, dicho enfrentamiento comenzará en Wisconsin el próximo viernes.

Comparte