Comparte

Evelyn Román

Veracruz. La esquina de la calle JB Lobos y calle 17 de la colonia Pocitos y Rivera se ha convertido en una desgracia para todos aquellos que circulan por la zona.

Además de los baches y fugas de agua que abundan en esta esquina, las rejillas de los tragatormentas están fracturadas y representan un peligro para los automovilistas.

Habitantes de la zona lamentaron que pese a los anuncios del alcalde Fernando Yunes Márquez sobre la campaña de bacheo, nada se ha hecho por la avenida JB Lobos, que es de las únicas vialidades que conecta a la zona conurbada con el aeropuerto internacional Heriberto Jara corona, lo que brinda una pésima imagen al ayuntamiento.

Comparte