Comparte

Un equipo de científicos israelíes, aseguran haber logrado revertir por primera vez el proceso de envejecimiento en las células humanas, luego de extender la longitud de los telómeros, que son estructuras que cubren las puntas de los cromosomas.

El equipo de investigadores realizó dicho estudio en 35 pacientes, en el que concluyeron que, a medida de que los seres humanos envejecen, los telómeros se acortan, ya que cada vez que una célula se divide, parte del telómero se pierde, dejando así un nuevo cromosoma más corto que el predecesor; esto de acuerdo con la publicación de la revista biomédica Aging.

De esta forma, el acortamiento aumenta el riesgo de generar mutaciones en el futuro, mismas que pueden provocar enfermedades relacionadas con la edad, como cáncer.

Las personas que participaron en el estudio fueron sometidas a una terapia de oxígeno hiperbárico durante cinco sesiones de alrededor de 90 minutos por semana, durante tres meses, y como resultado, algunos de los telómeros de sus células se extendieron hasta un 20%.

Los participantes tenían más de 60 años de edad, por lo que al tomar sus glóbulos blancos, recuperaron alrededor de una quinta parte de su longitud perdida.

Shai Efrati, profesor de la Facultad de Medicina y de la Escuela de Neurociencia Sagol de la Universidad de Tel Aviv, explicó que los «telómeros más largos se correlacionan con un mejor rendimiento celular»; esto de acuerdo con información emitida por ScienceAlert.

Además, durante un comunicado de prensa del Centro Sagol de Medicina e Investigación Hiperbárica, el profesor Efrati, indicó que dichos cambios genéticos fueron comprendidos a partir de la terapia de oxígeno hiperbárico, teniendo así un efecto potencialmente positivo en la salud de los propios tejidos.

Comparte