Comparte

Aumentaron los crímenes de odio un 17 por ciento durante el primer año de la presidencia de Donald Trump, comparado con el último año de Barack Obama, de acuerdo con la Oficina Federal de Investigaciones (FBI).

El número de crímenes reportados en 2017 triplica el aumento de 4.6 por ciento que se había registrado en 2016.

En 2017, agencias policiales de Estados Unidos reportaron un total de 7 mil 175 incidentes de odio contra más de ocho mil víctimas, incrementó en relación con los 6 mil 121 incidentes reportados en 2016, de acuerdo con su Reporte del Programa Unificado de Crimen (UCR) 2017.

Las categorías de crímenes de odio más comunes en Estados Unidos fueron incidentes relacionados con la raza o el origen étnico de las personas seguido por los incidentes sobre religión y sobre la orientación sexual.

Comparte